The Babysitter: excesiva e incorrecta, en el buen sentido…

Que bien me lo he pasado con The babysitter. Hora y media de auténtico disfrute, mala baba y humor negro. Pero también, una excelente alegoría acerca de esos turbulentos años preadolescentes que todos hemos vivido.

Cole, un niño de 12 años, acomplejado y miedoso, solo encuentra comprensión en su gran amiga del colegio y en su niñera, la babysitter que da nombre al film. Sus padres, sobreprotectores pero “guays”, no ven mas allá de sus narices y se alejan de su hijo al no profundizar en lo que piensa y siente, haciendo de menos, como muchas veces hacemos los adultos, a niños que probablemente nos darían mil vueltas si les diésemos la oportunidad.

Hasta el punto de pensar que necesita una niñera, por mucho que sea su mejor cómplice. Y es que todos hubiésemos deseado tener una niñera así. Una que, aunque estuviese sobreprotegiéndonos también, nos dijese las cosas claramente y no nos tratase como imbéciles, y con la que pudiésemos hablar de Aliens o Depredador sin que nos llamase friki. Y por supuesto, una de la que pudiésemos enamorarnos perdidamente.

Samara Weaving (¡sobrina del Agente Smith!), da vida a la niñera más increíble que Cole puede soñar. Se come literalmente la pantalla y no podemos si no caer rendidos ante su magnetismo. La cámara se pone a la altura de los ojos de un chaval de 12 años y no podemos evitar pensar como él y volver a aquellos años en los que todo comenzaba a cambiar.

Hasta que todo se tuerce claro, y la película se convierte en una histérica huida, muy deudora de Solo en casa (como bien apunta uno de los personajes) en la que Cole, debe enfrentarse a sus miedos y sacar al hombre que debe ser. Sus enemigos, unos perversos adolescentes que cometen precisamente el mismo error que los adultos: subestimar a Cole e incluso, dentro de sus violentas intenciones de hacerle daño, sobreprotegerle también.

Entre todo ello, carreras, muertes absurdas, y una burrada tras otra. Todo muy loco, para construir una (obvia) metáfora acerca de madurar en esa difícil edad. ¿Tonta? Mucho, y alocada. ¿Simple? También. Pero divertida e incorrecta. Una hora y media bien invertida.

2 comentarios en “The Babysitter: excesiva e incorrecta, en el buen sentido…”

  1. Cuando la vi, al igual que a tí, me gustó bastante. De hecho, flipé porque no esperaba nada de nada y desde los giros iniciales hasta el final es un no parar de diversión. El final me pareció chulísimo (con esa frase que se marca Cole a los padres XD). Es una de las pocas pelis de los últimos años que he disfrutado de principio a fin. La mezcla entre humor, horror y situaciones gamberras me parece muy acertada, así como la evolución usada en Cole. Ojalá se hiciesen más peliculitas con los ingredientes tan bien compensados.
    ¡Saludos!

    Le gusta a 1 persona

    1. No sé porque no me extraña que te haya molado :)
      Mira que se hacen tonterías en el cine actual (la mayoría de blockbusters) pero cuando una tontería está tan bien hecha cómo está, es difícil no sentirse atraído.
      Gracias por pasar y comentar, como siempre.
      saludos

      Le gusta a 1 persona

Frikeanos algo...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .