Su Misión, si decide aceptarla…

Comienzo a revisar la saga Misión Imposible y vuelvo a 1996. A aquel momento en el que, junto a mi amigo Martín, me metí en una sala de cine a ver la primera aventura del FMI dirigida por, el unas veces amado y otras olvidado, Brian De Palma.

Y confieso que tras aquel día en el cine, los recuerdos de Misión Imposible que retengo son pocos. Básicamente son tres: la célebre e inolvidable «set piece» del robo en Langley, una Emmanuelle Beart que era aparte del atrezo y poco más, y un plano espectacular que se me quedo grabado en el que la cámara, poco a poco, se acerca a un tren en movimiento justo antes del gran final de la cinta. El resto quedó envuelto en una bruma. Sé que salí del cine satisfecho, pero sin más aspavientos.

SPOILERS AHEAD!

Y heme aquí revisando la que muchos ponen como la mejor entrega de la saga y que a mí, como aquel día, me sigue pareciendo irregular y, en muchas ocasiones, trasnochada. No en vano, creo que es la que más ha acusado el paso del tiempo. Está claro que fue la primera, y tomo los elementos de la serie original actualizándolos y dejando muchos detalles como seña de identidad para la saga (las traiciones, las máscaras, las incursiones imposibles) pero lo que actualmente es Misión Imposible, está muy lejos de las intenciones de esta primera película.

Lo primero que llama la atención al revisitarla hoy en día es la dirección de De Palma. El director de Carrie maneja como nadie los espacios cerrados pero se echa de menos algo más de apertura en los planos. Praga no luce y el resto de localizaciones tampoco. Los primeros minutos son como poco casi telefilmicos pero hay que reconocer que tienen un ritmo perfectamente medido. Nos presenta a Hunt y su equipo, para luego, en una escena maravillosa, asesinarlos a todos. Uno no se espera que maten al puto Emilio Estévez y a Kristin Scott Thomas en el minuto 20. Toda la secuencia del fracaso de la misión es un crescendo de tensión elegante y sin darte cuenta te ha dejado en una situación totalmente inesperada. Ahí es cuando la película de atrapa.

Y eso que chirría el modo en el que los elementos informáticos están plasmados. Las búsquedas de Job y los envíos de correo electrónico son para llorar, por no hablar de lo ingenuo que es enviar e-mails a todos los sitios que hacen referencia al libro de Job para conseguir contactar con un criminal. Pero bueno, en aquella época internet era únicamente un rumor y podemos llegar a perdonarlo.

Como decía, el comienzo es sorpresivo e inesperado. Nos coloca al protagonista en una situación difícil, definiendo otra seña de identidad de la saga: el agente libre que va por su cuenta para limpiar su nombre. Y la película va de menos a más. El robo en Langley es ya un clásico del cine por derecho propio. No me canso de ver esa escena. Es una autentica genialidad de planificación, ritmo y tensión. Difícil de igualar.

Ante la concreción del robo y su perfecta ejecución (De Palma en interiores), el punto negativo es que el final en el TGV palidece en comparación. El juego de espías e identidades dentro del tren es genial, pero en cuanto el desarrollo tira por la acción, se desinfla, con una increíble secuencia de persecución en el techo del tren seguida por un helicóptero en un túnel. El problema no es que la escena sea exagerada (es un leit motiv de la saga) si no que se traiciona el estilo del resto de la película en favor de unos fuegos de artificio que podían haber encajado más en el resto de películas posteriores.

La música, aparte del genial tema central compuesto por Lalo Schiffrin y ciertos acompañamientos, me ha llamado la atención negativamente sobre todo por esos motivos militares con redobles que me sacan bastante de la película, al menos van despareciendo a lo largo del metraje…

Jon Voight y Tom Cruise se comen al resto del elenco, a excepción de nuestro querido Luther interpretado por el gran Ving Rhames. En general los personajes responden a arquetipos del cine de espías, sin embargo, eso cambiaría a lo largo de las secuelas, aunque es un tema del que hablaremos en otros artículos dedicados a la saga.

Es un film muy bueno, con altibajos acusados y que tras el robo de la lista NOC se desinfla por completo por muy espectacular que sea ver a Ethan Hunt corriendo encima de un tren. Reconozco que le he sacado más jugo que la primera vez pero me he quedado casi igual. ¿Me pasara lo mismo con mi amada segunda parte?

4 comentarios en “Su Misión, si decide aceptarla…”

  1. Una pasada que pudieses ver Misión Imposible en cines :-D. Yo la vi en Canal + poco después. A mí sí que me fue una peli que me impactó y marcó muchísimo por la manera de contar las cosas, los constantes giros de guión y el clima de tensión (deudor de las películas más clásicas del tema) que se respiraba a lo largo del metraje.

    Yo estoy en ese grupo que considera a esta película la mejor de la saga. Es más, la considero, como te comenté, algo totalmente aparte. Tal vez por eso que comentas de que lo que hoy es «Misión Imposible» es muy diferente a esta primera película. En este caso (como ocurre con muchas otras cosas) pienso que se ha perdido el norte y se han salido por la cuneta con el tono que se estableció en la saga desde la segunda película. Eso sí, no quita para que disfrute de unos peliculones de acción geniales. Pero para mí esta primera siempre será la más especial.

    Un saludo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Reconozco que en su día, quizás era algo joven para disfrutarla del todo, pero pasados los años y viendo la evolución que ha llevado la saga, me ha resultado escasa pero una muy buena película.
      Como comenté en la anterior entrada, todas las películas de la franquicia van de notable para arriba pero a mí lo que me gusta de MI son sus dos últimas entregas.
      Por eso diferimos en esta ocasión :)
      De todos modos efectivamente es la que más lecciones de cine clásico tiene y es algo que no se volvió a ver en la saga.
      Ya te adelanto que para la próxima entrega tengo menos palabras bonitas :D
      Gracias por leerme, como siempre
      slaudos

      Le gusta a 1 persona

Frikeanos algo...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.